Volcanes: Una experiencia única de Guanacaste

La cordillera de Guanacaste es un sistema montañoso compuesto por una serie de edificios volcánicos ubicados en el noroeste de Costa Rica. Se extiende por 70 km de largo en dirección noroeste-sureste, separando las provincias de Guanacaste y Alajuela. Entre las montañas más prominentes de la cordillera están los volcanes Orosi, Rincón de la Vieja, Miravalles, Tenorio, y Arenal. Si bien es cierto que Guanacaste es conocido por sus hermosas playas a lo largo de más de 400 millas de costa, sus volcanes se encuentran enmarcados en imponentes Parques Nacionales, maravillas naturales es imposible de ignorar.

 

Algo que muchos no saben es que la cordillera volcánica de Guanacaste posee gran importancia económica para el país. Los volcanes activos, como el Rincón de la Vieja y el Arenal, son fuente de atracción turística (para todos aquellos amantes de la naturaleza). Aproximadamente, unos 70.000 turistas visitan anualmente los volcanes guanacastecos, dada su belleza paisajística, las cumbres tapizadas de selva tropical, la presencia de balnearios de aguas termales, y la biodiversidad. Alberga áreas de gran valor ecológico, lo que ha determinado la creación de diversos parques nacionales, como el Parque Nacional Rincón de la Vieja, Parque Nacional Arenal, Parque Nacional Guanacaste, y Parque Nacional Volcán Tenorio.

 

esp1

Los volcanes de Guanacaste, rodeados de impactantes paisajes, son una invitación al visitante para explorar sus infinitas posibilidades de aventuras, bien resguardadas en sus entrañas.